Ruta Clásica

Baner Bulgaria Clasica

Ruta UNESCO

Baner Bulgaria UNESCO

Ruta Monasterios

Ruta Tradiciones

Ruta de Vino

Lovech

La ciudad de Lovech se sitúa en el centro norte de Bulgaria, a 150 km de Sofía. En Lovech viven alrededor de 38.000 personas. El clima es templado-continental, con veranos calurosos e inviernos fríos. La temperatura media en enero es de -1,5 °C y en julio de 23 °C.

Lovech es uno de los asentamientos más antiguos de Bulgaria. La ciudad fue fundada sobre las ruinas del asentamiento tracio de Melta y la ciudad romana de Presidium. La fortaleza Hissarya fue construida durante el Primer Reino Búlgaro (681 - 1018). Aquí, en 1187 se firmó el tratado de paz entre Bulgaria y Bizancio, con lo que se dio comienzo al Segundo Reino Búlgaro y fin al dominio bizantino, que duró dos siglos sobre las tierras búlgaras.
La Fortaleza Hissarya, que está por encima de Lovech, es una de las últimas conquistadas por la invasión otomana.
Lovech logró mantener su vida económica y cultural activa durante el dominio otomano. En el siglo XVII el comercio floreció, la ciudad fue un importante centro comercial en las tierras búlgaras, y los comerciantes de Lovech viajaban mucho más allá de las fronteras del Imperio Otomano.
En el casco antiguo de Lovech, en el barrio "Varosha", se sitúan el complejo etnográfico y la casa-museo "Vasil Levski". Lovech es famoso como centro de la Organización Revolucionaria Interna del revolucionario Vasil Levski (1837 - 1873), en su lucha por la liberación del dominio otomano. Las estrechas calles adoquinadas y el auténtico ambiente de Varosha hacen los turistas volver años atrás. En la parte más alta del casco antiguo se encuentran las ruinas de la Fortaleza Hissarya. Cerca de la fortaleza está el monumento a Vasil Levski.
Se puede obtener más información sobre la historia de la ciudad y la región en el Museo de Historia de la ciudad.
El Puente Cubierto sobre el río Osam es el símbolo de Lovech. El puente conecta la parte vieja con la parte nueva de la ciudad. Fue construido en 1872-1874 por el maestro-constructor del Renacimiento, Kolyo Ficheto, y hoy es sede de numerosas tiendas donde se pueden comprar recuerdos.
En "Varosha" se encuentran la Galería de Arte y la Catedral "Santa Nedelya", cuyos frescos murales datan de 1873. La iglesia fue declarada monumento cultural con el Protocolo nº 7 de NSOPK de 25/11/1999.
En las orillas del río Osam se encuentra el parque "Bash Bunar". Las costas rocosas del río están repletas de cuevas, grandes y pequeñas. En dos de las cuevas - "Vasil Levski" y Tabashkata - se hallaron huesos y objetos del Paleolítico y la Edad de Bronce. El parque es un lugar agradable para pasear y relajarse.
La colina Stratesh es otro lugar muy popular para dar paseos en Lovech. La colina está convertida en un parque de recreación, ya que en sus territorios está ubicado también el zoológico de Lovech. Aquí se erguieron dos monumentos en homenaje a los perecidos en la Guerra Ruso-Turca de 1877-1878.
La Posada “Kakrinsko Janche”, donde Vasil Levski fue capturado por los policías otomanos, está ahora convertida en un museo. Se ubica a 19 km de Lovech y es uno de los 100 Sitios de Interés Turístico de Bulagria.
A 18 km de Lovech está la Cueva Devetashka. Es la mayor de las 60 cuevas del área de la meseta Devetashko. Particularmente impresionante es la cascada de lagos y cataratas que hay en el interior de la cueva. Las Cascadas Krushunski son otro fenómeno natural de la región de Lovech. Las cascadas son las cascadas más altas de travertinos de Bulgaria. Por la cascada acuática pasa una eco-ruta con puentes y escaleras, y así los visitantes pueden llegar a plataformas de observación por encima y por debajo de las cascadas.
A 20 km de Lovech está uno de los asentamientos más antiguos de la región: la reserva arquitectónica de la aldea de Staro Stefanovo. El pueblo cuenta con más de 100 edificios-monumentos de la cultura que son de principios y mediados del siglo XIX.
La ciudad ofrece alojamiento en varios hoteles. Los pueblos de alrededor de la meseta Devetashko han desarrollado con éxito el turismo rural y reciben a los huéspedes en atractivas casas de campo.

Оценете тази статия
(2 гласа)
  La ciudad de Lovech: encuentro con el espíritu contemporáneo y renacentista de Bulgaria. La ciudad de Lovech atrae a turistas extranjeros y búlgaros por igual con su rica herencia histórico-cultural, así como por las modernas posibilidades de esparcimiento que ofrece. Son numerosos los vestigios de los primeros pobladores de estas tierras; los tracios que se establecieron aquí en el siglo VI a. de C.    Uno de los que mayor impresión causa es el tesoro de Letnitsa que incluye 23 placas de plata recubiertas de oro y profusamente decoradas que formaban parte del jaez de un caballo.   Durante el…